VALLEJO Y LA VANGUARDIA
 
VALLEJO Y LA VANGUARDIA
Mis aficiones
Album de fotos
Experiencia Laboral
Mis enlaces favoritos
VALLEJO Y LA VANGUARDIA

Imagen
 
LA VANGUARDIA
Europa vivía, la crisis que desencadenó en la Primera Guerra Mundial y entonces, en la evidencia de los límites del sistema capitalista. Si bien "hasta 1914 los socialistas son los únicos que hablan del hundimiento del capitalismo", como señala Arnold Hauser, también otros sectores habían percibido desde antes los límites de un modelo de vida que privilegiaba el dinero, la producción y los valores de cambio frente al hombre. resultado de esto fue la chatura intelectual, la pobreza y el encasillamiento artístico contra los que reaccionaron, ya en 1905, Picasso y Braque con sus exposiciones cubistas, y el futurismo que, en 1909, deslumbrado por los avances de la modernidad científica y tecnológica, lanza su primer manifiesto de apuesta al futuro y rechazo a todo lo anterior. Conocida es la frase de Marinetti: "Un automóvil de carrera es más hermoso que La victoria de "Samotracia".

Así se dan los primeros pasos de la vanguardia, aunque el momento de explosión definitiva coincide, lógicamente, con la Primera Gran Guerra, con la conciencia del absurdo sacrificio que significaba, y con la promesa de una vida diferente alentada por el triunfo de la revolución socialista en Rusia.

Corrían los días de 1916 cuando en Zurich (territorio neutral durante la guerra), Tristan Tzara un poeta y filósofo alemán, prófugo de sus obligaciones militares, decidió fundar el Cabaret Voltaire. Esta acta de fundación del Dadaísmo, explosión nihilista que proponía el rechazo total:

"El sistema DD os hará libres, romped todo. Sois los amos de todo lo que rompáis. Las leyes, las morales, las estéticas se han hecho para que respetéis las cosas frágiles. Lo que es frágil está destinado a ser roto. Probad vuestra fuerza una sola vez: os desafio a que después no continuéis. Lo que no rompáis os romperá, será vuestro amo" (Louis Aragón, poeta francés). Ese deseo de destrucción de todo to establecido llevó a los dadaístas, para ser coherentes, a rechazarse a sí mismos: la propia destrucción.

Algunos de los partidarios de Dadá, encabezados por André Breton, pensaron que las circunstancias exigian no sólo la anarquía y la destrucción sino también la propuesta; es así que se apartan de Tzara (lo que dio punto final al movimiento dadaista) e inician la aventura surrealista.

La furia Dadá había silo el paso primero e indispensable, pero había llegado a sus límites Bretón y los surrealistas (o superrealistas) unen la sentencia de Jean Arthur Rimbaud (que junto con Baudelaire, Lautremont, Jarry, Van Gogh y otros serán reconocidos por los surrealistas como sus "padres"): "hay que cambiar la vida", con aquella de Marx: "hay que transformar el mundo". Surge así el surrealismo al servicio áe la revolución que pretendía recuperar aquello del hombre que la sociedad, sus condicionamientos y represiones le habían hecho ocultar: su más pura esencia, su Yo básico y auténtico.

A través de la recuperación del inconsciente, de los sueños (son los días de Freud y los orígenes del psicoanálisis), de dejarle libre el paso a las pasiones y deseos, de la escritura automática (que más tarde cuestionaron como técnica), del humor negro, intentan marchar hacia una sociedad nueva en donde el hombre pueda vivir a plenitud (la utopia surrealista En este pleno ejercicio de la libertad que significó la actitud surrealista, tres palabras se unen en un sólo significado amor, poesía y libertad.

Literatura de la Vanguardia
La Poesía

Los géneros lírico, épico y dramático (clasificación aristotélica), tuvieron gran aceptación y duración a lo largo de la historia de la literatura. Con el advenimiento del Romanticismo, que surgió como impulso opuesto al neoclásico (es decir al intento de revitalización de las teoría y postulados clásicos), marcó la radical ruptura con las reglas clásicas. W esos momentos se empieza a reconocer la estrechez de los tres géneros tradicionales, que no alcanzan a explicar la naturaleza de los nuevos y cambiantes textos -y sus interacciones cada vez Más arriesgadas- , y se instauran como clasificaciones más eficaces los de poesía cuento, novela testimonio canción, etc.


B1 término Poesía que encuentra su origen en la Grecia Clásica, ha atravesado por machos cambios y transformaciones. Originalmente derivado del verbo griego Poieîn, que significa crear, hacer, fabricar, el vocablo poesía se asoció a toda creación literaria, indistintamente. Con el transcurrir del tiempo poesía se emparentó específicamente con la denominación habitual de la lírica, si bien es cierto que lo lírico no agota las posibilidades del lenguaje poético.



Definición:
Se puede señalar que la poesía es un tipo literario, escrito mayormente en verso, y que para su construcción atiende a las diversas posibilidades significativas de cada palabra, dejando de lado (más que cualquier otro género literario) la literalidad y las detonaciones. En esta aventura el lenguaje explora también sus posibilidades sonoras y musicales. Se obtiene así una composición que alcanza gran intensidad y logra el pleno aprovechamiento del poder sugestivo y evocador de la palabra, aspectos que complementan perfectamente el intento de expresar sentimientos y sensaciones a la par que suscitar emociones profundas.

El lenguaje.
El lenguaje poético se puede definir como una desviación en relación a la norma común y cotidiana de expresarnos. La poesía busca el lenguaje connotativo que alcance una cierta "magia semántica". En esto contribuyen de manera fundamental las llamadas figuras literarias, entre las que la metáfora y la imagen (símbolo) son las más conocidas.


El Verso y la Prosa.
Si bien es cierto que el verso es el más habitual canal de expresión de la poesía -y probablemente el M adecuado por el alejamiento que supone en relación al habla cotidiana- , existen también los llamados poemas en prosa que, así como hemos señalado, logran poner en juego todas las posibilidades de la palabra en función de una expresión que busque principalmente la transmisión de emociones y sentimientos, y no informaciones objetivas.

La Música Poética
Desde los inicios de la expresión poética, ésta ha estado asociada la música. En los orígenes la lírica se entonaba acompañaba de instrumentos musicales. E1 mismo término lírica así lo demuestra. La poesía no puede abandonar fácilmente este aspecto, que se manifiesta con claridad en el llamado ritmo del poema.


Las composiciones clásicas, para obtener una musicalidad más definida, recurrían a la rima y a la medida del poema (métrica), hoy esto ha perdido -salvo excepciones- su vigencia.

La poesia Contemporánea.
El proceso de la poesía actual se inicia con el Romanticismo, que estimuló una serie de libertades, que permitieron que la poesía tuviera definitivamente "sello personal". Sin embargo, el gran vuelco que marca definitivamente el inicio de la poesía moderna, se produce con el poeta francés Charles Baudelaire, quien además de iniciar los poemas en prosa, llevó a la poesía el llamado "heroísmo de la vida cotidiana", concepto básico para entender la poesía de la modernidad. Completan este proceso absolutamente renovador las conocidas vanguardias poéticas de los años 20, que han permitido el desarrollo de múltiples posibilidades expresivas en la poesía, hasta hoy.
 
CÉSAR VALLEJO (1892 - 1938)
¿Ud. cree señor Vallejo que colocar una imbecilidad encima de otra es hacer poesía?. Estas palabras constituyen una de las muchas críticas que el ahora llamado Poeta Universal recibió en vida, y le pertenecen nada más y nada menos que a Clemente Palma, personalidad de las letras peruanas en la época en que Cesar Vallejo era un oscuro poeta provinciano, de aspecto enfermizo y ceño fruncido (el mismo que ostenta en la ya clásica fotografía que ilustra esta página), con motivo del envío (desde su natal Santiago de Chuco) del "Poema a mi amada":
No es de extrañar, pues, que el mismo Vallejo manifestara: Volveré al Perú sólo cuando quede piedra sobre piedra. Pese a ello, sus restos descansan en el cementerio de Montparnasse tal como lo dispuso su amada Georgette (la misma con quien mantuvo una tormentosa relación marital en los últimos cuatro años de su vida).
Sin embargo, la muerte nos regala milagros de vez en cuando; milagros como "Poemas humanos", "Trilce" o "España, aparta de mí este cáliz". Es que la escalada del "Cholo" por las escarpadas pendientes del dolor humano es una suerte de acrobacia suicida, de salto al abismo; y la ruptura formal acompaña el desgarro de un alma enferma de todo, del mundo y de sí misma.


Vallejo y su época

César Vallejo comenzó a relacionarse tempranamente -como Bachiller en Letras de la Universidad de Trujillo - (1915)- con destacados artistas e intelectuales: Víctor Raúl Haya de la Torre, José Eulogio Garrido, Alcídes Spelucín, Macedonio de la Torre, entre otros, integrantes de "Norte", grupo liderado por Antenor Orrego. A aquella época febril, sacudida por cambios sociales, políticos (mayor influencia de las Fuerzas Armadas y progresivo deterioro de la oligarquía) e ideológicos (irrupción de la filosofía marxista y del psicoanálisis), corresponden sus primeros versos publicados (2).
Ya en Lima hizo amistad con Manuel Gonzáles Prada y Abraham Valdelomar, e integró el grupo "Colonida", gracias a éste último, enriqueciendo su visión del mundo a través del contacto con nuevas corrientes europeas. A Gonzáles Prada -cuya muerte le afectó profundamente- le dedicó el poema "Los dados eternos": Para Manuel Gonzáles Prada esta emoción bravía y selecta, una de las que, con más entusiasmo, me ha aplaudido el gran maestro.
El Vallejo que comenzaba a beber ávidamente de las fuentes del marxismo, pronto comenzó a sentirse encerrado en ese círculo elitista que lo alejaba de las muchedumbres, lo aislaba de sus emociones (Mariátegui). "Colonida" no fue más que otra etapa, no menos importante que las que vendrían, que ahondó -luego de la muerte de su maestro Gonzáles Prada- la íntima desesperación y crisis permanente en que ya se encontraba inmerso el poeta.


LA LÍRICA DE VALLEJO


LOS HERALDOS NEGROS

Hay golpes en la vida, tan fuertes ... ¡Yo no sé!
Golpes como del odio de Dios; como si ante ellos,
la resaca de todo lo sufrido
se empozara en el alma... Yo no sé!
Son pocos; pero son... Abren zanjas obscuras
en el rostro más fiero y en el lomo más fuerte.
Serán talvez los potros de bárbaros atilas;
o los heraldos negros que nos manda la Muerte.
Son las caídas hondas de los Cristos del alma,
de alguna fe adorable que el Destino blasfema.
Esos golpes sangrientos son las crepitaciones
de algún pan que en la puerta del horno se nos quema.
Y el hombre... Pobre... pobre! Vuelve los ojos, como
cuando por sobre el hombro nos llama una palmada;
vuelve los ojos locos, y todo lo vivido
se empoza, como charco de culpa, en la mirada.
Hay golpes en la vida, tan fuertes... Yo no sé!



LOS DADOS ETERNOS

Dios mío, estoy llorando el ser que vivo;
me pesa haber tomádote tu pan;
pero este pobre barro pensativo
no es costra fermentada en tu costado:
¡tú no tienes Marías que se van!
Dios mío, si tú hubieras sido hombre,
hoy supieras ser Dios;
pero tú, que estuviste siempre bien,
no sientes nada de tu creación.
¡Y el hombre sí te sufre: el Dios es él!

Hoy que en mis ojos brujos hay candelas,
como en un condenado,
Dios mío, prenderás todas tus velas,
y jugaremos con el viejo dado.
Tal vez ¡oh jugador! al dar la suerte
del universo todo,
surgirán las ojeras de la Muerte,
como dos ases fúnebres de lodo.
Dios míos, y esta noche sorda, obscura,
ya no podrás jugar, porque la Tierra
es un dado roído y ya redondo
a fuerza de rodar a la aventura,
que no puede parar sino en un hueco,
en el hueco de inmensa sepultura.


ESPAÑA, APARTA DE MI ESTE CALIZ

Niños del mundo,
si cae España -digo, es un decir- si cae
del cielo abajo su antebrazo que asen,
en cabestro, dos láminas terrestres;
niños, ¡qué edad la de las sienes cóncavas!
¡qué temprano en el sol lo que os decía!
¡qué pronto en vuestro pecho el ruido anciano!
¡qué viejo vuestro 2 en el cuaderno!
¡Niños del mundo, está
la madre España con su vientre a cuestas;
está nuestra maestra con sus férulas,
está madre y maestra,
cruz y madera, porque os dio la altura,
vértigo y división y suma, niños;
está con ella, padres procesales!
Si cae -digo, es un decir- si cae
España, de la tierra para abajo,
niños, ¡cómo vais a cesar de crecer!
¡cómo va a castigar el año al mes!
¡cómo van a quedarse en diez los dientes,
en palote el diptongo, la medalla en llanto!
¡Cómo va el corderillo a continuar
atado por la pata al gran tintero!
¡Cómo vais a bajar las gradas del alfabeto
hasta la letra en que nació la pena!

Niños,
hijos de los guerreros, entre tanto,
bajad la voz, que España está ahora mismo repartiendo
la energía entre el reino animal,
las florecillas, los cometas y los hombres.
¡Bajad la voz, que esta
con su rigor, que es grande, sin saber
qué hacer, y está en su mano
la calavera hablando y habla y habla,
la calavera, aquélla de la trenza,
la calavera , aquélla de la vida!

¡Bajad la voz, os digo;
bajad la voz, el canto de las sílabas, el llanto
de la materia y el rumor menor de las pirámides, y aún
el de las sienes que andan con dos piedras!
¡Bajad el aliento, y si
el antebrazo baja,
si las férulas suenan, si es la noche,
si el cielo cabe en dos limbos terrestres,
si hay ruido en el sonido de las puertas,
si tardo,
si no veis a nadie, si os asustan
los lápices sin punta, si la madre
España cae -digo, es un decir-
salid, niños del mundo; id a buscarla!...


arv&lsq
Escríbeme
Me interesa tu opinión